sábado, 12 de octubre de 2013

88- Recuerdos y negaciones

Liam hacía rebotar el amuleto de la deportiva de Holly contra la mesa de la cafetería, mientras que sus tres amigos hablaban a su alrededor, aún estando los cuatro en la cafetería. Llevaban ya dos horas allí.

-... Y la hora entera de maquillaje para convertirme en Marcel es lo que más odio.- se quejó Harry.

-Ya, desde luego es horrible estar tanto tiempo maquillándose.- asintió Louis con una risita.-Por cierto, ¿es cierto que vienes de estudiar con Brianna?- alzó y bajó las cejas pícaramente.

Harry se sonrojó.

-Sí. ¿Por qué?-

-Por naaaaada.- repuso rodando los ojos hasta Niall. Éste soltó una risita y se tapó la boca con la mano.

-Vamos chicos, dejad de burlaros.- bufó Harry dando un trago enorme de su café.

-No nos burlamos.- repuso Niall rodeando con el brazo los hombros de Harry.-Sólo te recordamos lo increíblemente colado que estás por ésa chica. Sigo sin explicarme el por qué, pero bueno...-

-¿Sigues sin explicarte el por qué?- Harry soltó una carcajada.-¡Pues porque es maravillosa, así de simple!-

Louis y Niall lo miraron fijamente y los rostros de ambos se iluminaron. Liam también se olvidó del amuleto por un momento y alzó la cabeza unos centímetros para clavar su mirada en Harry.

-¿Qué? Ehm, quiero decir...- carraspeó el cantante de rizos castaños.-Es... buena chica.-

-Recuerda que ella y Valery se metían mucho con todos...- lo picó Louis.

-Que me lo digan a mí.- dijo Niall recordando algún que otro comentario de Brianna dirigido a sus dientes.-Suerte que Aly me defendía.-

-Éso era pro motivos que ahora ya conocemos.- las defendió Harry.-El accidente del hermano de Valery fue terrible, cuándo lo escuché no me extrañó que se volviera tan borde con el mundo.-

-Valery sí, ¿pero Brianna?- preguntó Liam.-Brianna no tenía ningún motivo para actuar igual que Valery.-

-O puede que simplemente fuera su amiga y se volviera cómo ella para apoyarla.- comentó Niall.

Harry se rascó la cabeza.

-Tendría que preguntarle.- comentó.

-¿Crees que te lo diría?- Louis alzó una ceja.

-Valery nos contó a todos lo de su hermano.- respondió Harry.-Además, creo que Brianna confía en mí.-

-Es difícil confiar en ti.- se burló Louis.

-Ñañaña...- masculló Harry frunciendo el ceño. Bebió de su café.

-Liam, ¿aún estás con éso?- intervino Niall de repente, mirando a su amigo.

Liam alzó la mirada y miró al irlandés. Suspiró.

-Sí, es que... Quiero saber por lo que ha pasado éste amuleto.- dijo observando el pequeño diamante.-¿Pero no os dáis cuenta de que realmente es muy ilógico? Si Holly perdió el amuleto en el local antes de la reforma, no me explico cómo pudo éste amuleto tan diminuto seguir ahí después de que lo reformaran.- decía rápidamente, apasionado por aquél misterio.-¡Carece totalmente de lógica!-

-Ya lo sabemos.- repuso Harry.-Pero no lo averiguaremos de ningún modo.- añadió con calma.

-Yo quiero averiguarlo.- insistió Liam.

-¿Cómo lo harás, genio?- se burló Louis.

Liam se calló de repente, parpadeó y bebió un poco de su café.

-Buena pregunta.- dijo al tragar.

-Liam, déjalo, lo importante es que hemos encontrado una pista, y tampoco es que nos sirva de mucho.- suspiró Niall.

-Lo sé, pero quiero saber qué ocurrió con éste amuleto, cómo pudo seguir en el local después de la reforma si Holly se fue antes...- decía Liam murmurando y tratando de resolver la situación mentalmente.

-Tal vez alguien se lo haya quitado y lo haya dejado de nuevo ahí tras la reforma.- comentó Louis distraídamente, jugueteando con su vaso.

Los tres lo miraron. Louis, al notar la mirada de sus tres amigos sobre él, los miró y se encogió de hombros.

-¿Qué? Estaba de broma.- repuso antes de volver a hacer que su vaso humeante girara lentamente.

-Ey, pues no es mala teoría.- Harry se rascó la barbilla mientras asentía con la cabeza.

-Pero por Dios, ¿cómo va a hacer alguien éso?- exclamó Niall frunciendo el ceño.

-Tienes razón.- suspiró Harry.

-Sí. Menuda teoría más estúpida se me ha ocurrido.- sonrió Louis.-¿Quién podría hacer éso?-


Cher llegó a Central Park y tiró su envase ya vacío de café en una papelera. Se frotó la cara con ambas manos y suspiró, tomando asiento en uno de los bancos del lugar. Cada vez que veía a los chicos tenía ganas de decirles que estaba tratando de ayudarlos a pillar a Holly, pero no se atrevía. Era más sencillo sonreír y demostrar que era la Cher Lloyd alegre y determinada que todo el mundo conocía. Además, estaba presentando a Aly al concurso, si Holly se enteraba de que le habái robado el amuleto y le hacía algo, dejaría a Aly sin tutora en el concurso, y además, todos los fans de Cher Lloyd acabarían destrozados de tristeza. Sintiendo la brisa del parque, cerró los ojos, recordando un pasado lejano...

Año 2000. Era otoño, y las hojas ya amarillentas de los viejos árboles caían oscilando entre el aire hasta aterrizar suavemente en el suelo. Cher, a sus 7 años, era bastante espabilada para su edad, y siempre captaba todos los pequeños detalles de las hojas que descendían hacia el suelo con suavidad y ligereza. El verano se había acabado y pronto empezaría tercero de primaria. Estaba muy emocionada, tenía muchas ganas de ver a sus amigos y amigas, y una en especial. Sentada sobre el alféizar de la ventana y con la cabeza apoyada en el cristal, tocaba una melodía repiqueteando con las uñas de sus pequeñas manos en la madera blanca del alféizar. Estaba decidida a ser cantante de mayor y sacar ésa melodía bajo el título de "Oath," (Juramento) y dedicársela a su mejor amiga, aquella a la que esperaba.

-¡Papáaaaa!- gritó girando la cabeza.-¿Cuándo llegarán?-

-Pronto, pronto, no te preocupes.- respondió su padre, Darren, pasando frente a la puerta del dormitorio de su hija mayor.

A sus 7 años, Cher se sentía bastante mayor, ya que tenía un hermano y dos hermanas, y los tres eran menores que ella. Con lo que la niña trataba de madurar rápido para cuidar y proteger a sus hermanos menores en un futuro, aunque era complicado. Jugar y divertirse era mucho más sencillo.

-¡Quiero que lleguen ya!- respondió ella cruzándose de brazos. Entrecerró el cejo sobre sus ojos marrones y en un acto reflejo hinchó las mejillas. Siempre hacía aquella postura cuándo se enfadaba.

-Sé paciente, princesa.- replicó su padre desde el salón.

Cher descruzó los brazos, suspiró y se toqueteó el moño de denso cabello marrón que lucía en lo alto de la cabeza. Sus piernas colgaron del alféizar de la ventana y bajó de un saltito. En una de las paredes de su dormitorio, con celo, estaba pegado un trozo de papel en el que se leía "H y C, amigas para siempre" dentro del contorno de una flor de cinco pétalos. Ése dibujo lo había hecho meses atrás junto a su amiga. Pero Holly no era una amiga. Era más bien cómo una hermana para ella, aunque nunca lo recordasen. No lo hacían todo juntas, pero cuándo se juntaban, eran las dos niñas que más se querían en el mundo. Holly Scally y Cher Lloyd, el dúo perfecto, pensaba Cher por las noches en su camita. Le encantaría que fuesen amigas para siempre, es más, confiaba en que lo fueran. Con afecto, besó el papelito pegado a la pared y salió de su dormitorio dando saltitos.
Entró en la cocina y abrió la nevera con algo de esfuerzo. Sacó una manzana y le dió un bocado. Miró el reloj. Se sentó en una de las sillas de la mesa de la cocina, sus piernecitas colgaban y pataleó en el aire. Mordió de nuevo la rojiza manzana. Miró el reloj. Pataleó en el aire. Manzana. Reloj. Pataleos. Manzana. Reloj. Pataleos. Manzana. Un coche pitó el claxon afuera. Cher abrió los ojos cómo platos, tiró la manzana tras de sí sin mirar (acertando de lleno en la papelera) y se levantó de la silla de un salto, echando a correr lo más rápido que le permitían sus piernecitas.

-¡Ya están aquí!- gritó Diane, su madre.

La niña correteó a través del salón y abrió la puerta poniéndose de puntillas (era bajita para su edad.) Respiró el aire fresco, vislumbrando la carretera y los pastos verdes de Malvern, su hogar. Pero todo éso le daba igual en aquél momento y siguió corriendo, alejándose de la casita de campo que tenían enfrente de la carretera y un poco aislada de las demás. Corrió sobre el césped y bajo el cielo nublado, viendo un lejano coche de color plata. De él bajó una niña, saliendo a trompicones de los asientos traseros. En cuánto vió a Cher se le iluminó el rostro y echó a correr hacia ella. El espacio de césped que las separaba se iba reduciendo a medida que las dos niñas corrían. Nada más estar cerca una de la otra, se unieron en un efusivo abrazo.

-¡Holly!- chillaba Cher mientras la abrazaba.

-¡Cheeer!- añadía su amiga con su voz chillona.

-¡Qué contenta estoy de que estés aquí!- comentó Cher a voces, con la alegría característica de una niña de ésa edad.

-¡Te echaba de menos!- exclamó Holly entre risas.

Ambas se separaron un poco y se cogieron de las manos para observarse. Cher estudió a Holly. Estaba igual que siempre; los ojos claros, la sonrisa tierna, y llevaba el pelo rubio recogido en dos larguísimas trenzas.

-¡Estás muy guapa! ¡Me encanta tu moño!- gritó Holly.

-¡Gracias! ¡Y a mí tus trenzas!- rió la morena cogiendo una de las trenzas, que le llegaban a Holly por la cintura.-¡Cómo te ha crecido el pelo! ¡Y éso que nos hemos separado sólo durante el verano!-

-¡Sí!- asintió Holly.-Me sorprendió lo rápido que me creció en tres meses.- 

-¡Qué ganas tenía de volver a verte!- exclamó Cher tirando de ella para abrazarla otra vez. 

Las dos niñas pegaron sus mejillas al abrazarse y acto seguido empezaron a dar vueltas abrazadas. Holly tropezó con las piernas de Cher y acto seguido las dos niñas cayeron de espaldas sobre el césped, mullido y de un color verde oscuro. Ambas empezaron a reír mientras se miraban en el suelo.
En ése momento el padre de Holly encendió la radio del coche y empezó a sonar a todo volumen "Can't Buy Me Love" de los Beatles. El hombre salió del coche y corrió hacia su hija y la amiga de ésta, dispuesto a jugar con ellas. Agarró a Holly por las piernas y se la colgó del hombro. Ella chillaba y reía mientras sus largas trenzas rubias se agitaban por los aires. Golpeó con los puños la espalda de su padre.

-¿Quieres a Holly? ¡Pues me la voy a llevar! ¡Soy su padre, es mía!- bromeó el hombre mirando a Cher.

-¡No, es mía!- gritó Cher sonriendo y dando un salto, trapando de agarrar las piernas de su amiga.

-¡Bájame!- vociferó Holly. Golpeó la espalda de su padre con más fuerza.

-¡Sí, bájala!- protestaba Cher agarrándose a las piernas de éste.

-¡Nunca!- vociferó éste haciendo cosquillas a Cher con su mano libre. 

La encantadora madre de Holly salió del coche, ataviada con un sencillo vestido blanco cuya falda sedosa le llegaba hasta las rodillas.

-¡Cariño, suelta a las niñas!- dijo en aire neutro e imperioso, cómo quién dice "Ya no sé que hacer con él."

-Vamos, déjame jugar un rato con ellas.- rebatió el padre de Holly dejando a su hija en el suelo. 

Cher acto seguido abrazó al hombre. Luego la madre de Holly se agachó frente a ella y la besó en ambas mejillas con delicadeza. Se fijó en el desastroso moño castaño de la niña y sonrió.

-¡Pero qué guapa estás, Cher!- dijo pellizcándole un moflete.

-Gracias. Me alegro de verla, señora Scally.- sonrió Cher con dulzura.

-¿Ah? ¿Así que a ella la tratas de usted y a mí me tratas de tú, eh?- bramó el padre de Holly acercándose a Cher.-¡Pues ahora vas a morir!-

La agarró y rodó con ella por el césped. La niña reía y llamaba a Holly a gritos.

-¡Holly! ¡Holly! ¡Quítame a tu padre de encima!- chilló.

Holly se acercó a su padre y a Cher y trató de separarlos, pero él la atrapó también a ella y empezó a rodar por el césped sosteniendo a las dos niñas. Mientras, la madre de Holly ya estaba en la puerta de la casa dándole dos besos a Diane. Ésta salió a saludar también al padre de Holly y a la propia Holly.

-¡Hola!- gritó abriendo los brazos.

-¡Mamá! ¡Dile al padre de Holly que nos suelte!- vociferó Cher riendo y en tono suplicante.

-Oy, pero cómo os estáis poniendo la ropa los tres...- dijo ésta cerrando los puños y depositándolos sobre sus caderas.-Cher, vas a quedarte sin postre durante una semana cómo sigas ensuciándote tanto el pelo.-

-Si llevo un moño, ¿qué más da?- fanfarroneó la niña.

-¡Señora Lloyd!- gritó Holly zafándose de su padre y corriendo hacia Diane.

Saltó hacia ella y la madre de Cher la atrapó al vuelo, dándole un abrazo.

-¿Y éstas trenzas? ¡Pareces Pippi Calzaslargas! Pero en guapa.- bromeó la mujer acariciando las trenzas de la mejor amiga de su hija.

-¿En serio?- Holly se agarró las trenzas con ambas manos y las estiró a los laterales de su cabeza, manteniéndolas estiradas y tensas, cómo Pippi Calzaslargas.-¡Míreme! ¡Ahora sí que soy cómo ella!-

-Tus trenzas son mucho más largas.- comentó Cher poniéndose de pie y sacudiéndose la tierra de la informal camiseta. Su moño se había deshecho un poco debido a tanto jugar y un mechón liso de pelo castaño aterrizó suavemente junto a su mejilla.

Diane le sonrió a su hija y dejó a Holly en el suelo, mientras que hacía un gesto al padre de Holly para que la siguiera hasta la casa y saludara a toda la familia. Holly y Cher se cogieron de las manos y empezaron a bailotear sobre el césped al ritmo de la música que seguía saliendo del coche...

Cher abrió los ojos y la actualidad la recibió violentamente cómo una bofetada. Se estremeció levemente recordando aquellos buenos tiempos. Los echaba muchísimo de menos y habría dado lo que fuera por volver a ellos. Se conocieron cómo se conocen la mayoría de las niñas; en el colegio. El resto de su historia fue muy simple; Holly empezó a cambiar a medida que crecía, y dejó de ser la niña dulce y amable querida por todos. Dejó de llevar aquellas dos trenzas largas para un peinado suelto y moderno. Dejó las buenas formas para volverse maleducada a medida que crecía. "Mató" a la Holly niña y la enterró bajo su orgullo para convertirse lentamente en una Holly distinta, totalmente opuesta al pequeño ángel de trenzas largas y rubias a quién Cher había conocido. Mientras recordaba, inconscientemente se había sacado del bolsillo del pantalón un papelito arrugado y amarillento por el paso del tiempo. Lo abrió lentamente y lo leyó con los ojos llenos de lágrimas. En letras torcidas y coloridas se podía leer "H y C, amigas para siempre" dentro del contorno de una flor de cinco pétalos. Cher parpadeó y una lagrimita minúscula resbaló por su mejilla. Era el papel que había tenido pegado en su habitación durante su infancia.

~~~

Melanie suspiró sentándose en su cama. Acababa de salir del baño, y había sangrado. Tenía su regla de vuelta. Pero los caracoles de aquél día seguían provocándole ganas de vomitar, aunque por suerte no lo había hecho de nuevo. Se dispuso a acostarse cuándo alguien llamó a la puerta con los nudillos y Kea entró sin esperar respuesta.

-¿Cómo estás?- preguntó avanzando hacia la cama.

-Mejor.- Melanie se echó despacio y se arropó con una manta morada.

-Gigi ha reconocido que ha echado demasiadas especias a los caracoles. Normal que sean tan malos de digerir.- corroboró la pelirroja sentándose en la cama.-¿Has vuelto a vomitar?-

-No.- sonrió Melanie.-Y me ha bajado la regla, aunque muy poca, obviamente, porque el primer día menstrual de cada mes es poca regla y en fin... Ya puedo estar tranquila.- explicó.

Kea sonrió. Acto seguido se fijó en el rostro de Melanie. Seguía bastante pálida.

-Puede que ya estés mejor de la digestión de los caracoles y hayas tenido la regla, pero sigues muy pálida. ¿Estás segura de que no te encuentras mal?- preguntó.

-Posiblemente tenga un simple resfriado. Estoy algo mareada y creo que tengo fiebre. Lo veo normal, pues aquí lleva todo el día lloviendo y amainando, y así sucesivamente.- se quejó la morena.-Con éste cambio de temperatura y de un momento a otro...

-Ya, ahora mismo el cielo se está nublando.- suspiró Kea dirigiendo su mirada a una de las ventanas.-Pero en fin, hoy cenaremos sopa caliente y te vendrá muy bien.-

Melanie sonrió educadamente y se acurrucó aún más, poniéndose de lado en la cama.

-¿Al final quién ganó la pelea de cojines de ésta mañana, cuándo os conté lo del retraso?- preguntó apoyando su cabeza en la blanda almohada.

-Janis, ¿no te acuerdas?- rió Kea echándose sobre un hombro su lisa melena pelirroja.

-Ah, sí.- asintió Melanie.-La fiebre, claro, hace que se me olviden las cosas.- cerró los ojos.

Kea rodó los ojos sonriendo. Arropó aún más a su amiga y se cruzó de brazos.

-Ahora descansa mucho. Voy a hablar con el fotógrafo y a decirle que no harás hoy la sesión de fotos, no estás en condiciones. Ponte el pijama largo luego, vas a coger frío con ésa falda y ésa camisa por mucho que te arropes.- comentó.

-Vale, muchas gracias.- respondió Melanie aún con los ojos cerrados.

Kea salió del cuarto de su amiga y cerró la puerta tras de sí. Calmadamente, anduvo por los pasillos de la mansión, bajó los escalones y salió al exterior. Un trueno resonó por el cielo de París. La modelo alzó sus ojos azules hacia el cielo nublado. Bajó los escalones de la entrada y vió en la lejanía al fotógrafo haciendo posar a tres modelos, dos rubias y una morena. La pelirroja caminó atravesando el césped a través de los amplios jardines mientras otro trueno resonaba.

-¡Pierre!- gritó por todo lo alto con su voz femenina.-¡Necesito hablar contigo!-

El fotógrafo se giró y vió a Kea acercarse. Con un gesto de la mano indicó a las otras tres modelos que podían retirarse. Kea era, posiblemente, la modelo favorita del fotógrafo, ya que era la única pelirroja de aquellas diez y el entusiasta Pierre disfrutaba fotografiando aquella "preciosa y suave masa naranja" (así llamaba al pelo de Kea) que rodeaba la cabeza de la modelo.

-¡Kea! ¡Mi amor!- gritó con voz chillona y ajustándose las gafas. A sus 29 años aún era un artista apasionado por la fotografía, tenía el pelo negro y los ojos marrones oscuros, agrandados debido a los cristales de las gafas que llevaba. Aquél día, un sencillo bombín negro cubría su cabeza. Pierre también era delgado y algo atractivo. Bisexual desde la infancia, tenía mucha confianza con todas las modelos debido a que químicamente no le atraía ninguna, ya que pese a ser bisexual siempre había preferido a los hombres.

-Necesito hablar contigo.- repitió la modelo acercándose.

-¡¿De que se trata?! Que yo hago lo que sea por la portadora de ésa preciosa y suave masa naranja.- repuso acercándose a Kea y acariciando uno de sus lisos y largos mechones pelirrojos.

-No es sobre mí, es sobre Melanie.- explicó Kea.-Está mala, los caracoles de Gigi le han sentado bastante mal y además ha tenido un pequeño desarreglo menstrual, aunque éso ya está solucionado.-

-¡¿Los caracoles de Gigi?!- Pierre, delicadamente, ahogó un grito llevándose la mano libre a una mejilla. Con la otra mano sostenía la cámara de fotos.-¡Pero si estaban exquisitos!-

Kea rodó los ojos.

-Ése no es el caso. El problema es que Melanie está en mal estado y necesita descansar al menos hoy. ¿Recuerdas la sesión de fotos que tenemos ésta tarde? Pues permite que Melanie falte a ella.- dijo, aún con el viento agitando suavemente su melena anaranjada.

-¿Qué?- preguntó Pierre parpadeando mientras sonreía con dientes.-¿Faltar? ¿Melanie? ¿A la sesión de fotos? Oh, jojo, no querida, éso no puede ser.- añadió alejándose hacia sus aparatos de fotografía.

Al oír aquello, Kea pestañeó una sola vez mientras bajaba la cabeza, con el rostro impasible.

-¿Cómo dices?- preguntó.

-Que Melanie no puede faltar a la sesión de fotos, tesoro.- repuso Pierre colocándose el fular color verde menta que llevaba en el cuello.

-Pero, ¿por qué no? ¡Está mala!- insistió Kea.

-Porque es una sesión muy importante, lo dijeron los agentes, cariño.- repuso Pierre.-No es por mí, es por la línea de ropa. Los conjuntos diseñados para que le queden bien a Melanie Charles los tiene que llevar Melanie Charles.- explicaba. Un ligero acento francés se denotaba en su voz, aunque tanto viajar por el mundo y hablar otros idiomas le habían hecho perder la mayor parte del acento. Con una mano sujetó laboriosamente una de las patas del trípode dónde ponía en algunas ocasiones su cámara.-Te prometo que cuándo la sesión acabe podrá descansar.-

-No se trata de éso, Pierre.- repuso Kea alzando la barbilla.-Melanie no puede asistir. Está mareada.-

-Bueno, sus fotos no son demasiadas.- contestó él juntando las tres patas del trípode.

-Ha vomitado varias veces.- rebatió Kea.

-Que no beba agua durante la sesión de fotos, en ése caso.-

-Tiene fiebre.-

-Hay aspirinas en el tercer cajón del mueble pequeño de la cocina.-

-Está muy pálida.-

-Nada que un poco de maquillaje no pueda arreglar.-

-¡Pierre!- bufó Kea.-La salud de las modelos es lo primero.-

-Lo sé, amor, lo sé.- asintió Pierre poniendo una de sus manos bajo la delicada barbilla de Kea.-Pero es lo que hay. La sesión era para hoy y no se puede retrasar.- le acarició el pelo.-En serio, qué ganas tengo de que des saltos en la sesión de hoy para admirar cómo se sacude ésta preciosa y suave masa naranja.-

Kea le apartó la mano con un gesto de la suya.

-¿Sabes qué? Déjalo.- suspiró dándose la vuelta.

-¡Kea! ¡Pero cielo...!- trató de llamarla Pierre.-¡No es mi culpaaa!-

Kea se detuvo y se giró para mirarlo.

-Pi, ¿tú no dices que eres un apasionado de la fotografía? ¿Que te gusta mostrar belleza y sentimiento en las fotos? Pues Melanie no puede ponerle sentimiento a sus fotos si está enferma.- comentó en tono firme e impasible.

-¡Pero mi amor, es que no podemos retrasar la sesión de fotos!- se quejó el francés caminando de puntillas hacia la pelirroja, esquivando las piedras y partes de césped marchito.

-Ya le he dicho que se quede reposando.- la modelo puso las manos en las caderas y el viento le agitó los largos y lisos cabellos pelirrojos.

-Ay, qué buen plano.- sonrió Pierre. Sin previo aviso, alzó su cámara e hizo una foto de Kea en aquella postura.

-Pierre, si me pongo las manos en las caderas no es para posar, es para expresar mi descontento.- suspiró Kea.

-Ya ya, pero es que el viento te ha movido el pelo y con los campos y jardines de fondo he dicho, ¡a inmortalizar! Y además, mira que guapa has salido.- le mostró la cámara de fotos a Kea, salía muy seria en la foto que el hombre le acababa de hacer.

-Por favor, Pi. Sólo hoy.- suplicó, clavando sus ojos azules en los ojos marrones del fotógrafo.

-¡Ah, no, no uses la mirada de perrito degollado conmigo!- se quejó él apartando la mirada y colocando una de sus manos frente a la cara de Kea.

-Pierre... Melanie está muy mala...- insistió Kea con voz de niña pequeña desilusionada.

-Lo siento cariño, pero éso no lo decido yo.- repuso él encogiéndose de hombros.

Kea suspiró y se giró otra vez, caminando hacia la lejana mansión.

-¡Uuuuh! ¡¡Me encanta cómo se agita ésa preciosa y suave masa naranja cuándo caminas!!- gritó Pierre alzando su cámara y sacando otra foto de Kea, ésta de espaldas y con su melena pelirroja hasta la cintura volando suavemente mientras caminaba.

~~~

-Tengo una pregunta.- intervino Harumi de repente.-Ronna, ¿viste la cara del que lanzó el petardo?-

Ronna seguía en su camilla, pero ahora tenía sobre las rodillas una pequeña bandeja de plástico sobre las cuáles había un vaso de plástico lleno de chocolate fundido y un plato también de plástico con un cruasán enorme relleno de chocolate. La chica parpadeó sus ojos marrones hacia Harumi, ya que sabía dónde se encontraban las personas guiándose por la voz.

-Sí, pude verlo.- contestó.-Me acuerdo de su cara, era un adulto, puede que algo más mayor, pero si ahora me enseñaseis una foto de él obviamente no podría identificarlo.- dijo señalando con ambas manos sus ojos ciegos.

-En ése caso, todo ésto de la ceguera nos dificulta bastante saber quién es el culpable.- suspiró Aly sentada en la silla que antes había ocupado Mairi.

-Sí, menudo marrón. La única persona que vió al culpable se quedó ciega.- se quejó Faline con brusquedad.

-Pues claro, Faline, le explotó el petardo en la cara.- masculló Celine entre dientes, en voz muy baja y sin apenas mover la boca.

-Ya lo sé.- respondió su gemela mayor mirándola.-Pero éso lo complica mucho todo.-

Ronna movió la mano muy lentamente sobre la bandeja hasta dar con el vaso de plástico. Lo agarró y con la otra mano acarició el contorno del vaso para saber cómo de largo era. Cuándo calculó el diámetro del vaso con el tacto, se lo llevó a los labios y bebió el dulce chocolate fundido.

-Te manejas bastante bien.- admiró Harumi.

-Sí, lo cierto es que no es tan complicado cómo parece.- repuso Ronna al acabar de beber.-Sólo hay que tocar los objetos durante un rato y enseguida reconoces cómo son. Yo, por ejemplo, nunca antes he visto los vasos de éste hospital, sin embargo ya sé cómo beber de ellos.-

-Si yo me quedara ciega ahora no me acostumbraría tan rápido a ver con el tacto.- Celine soltó una risita.

Ronna sonrió.

-Es horrible, sí, todo negro, pero no es tan escandaloso cómo parece. De hecho, juraría que ahora puedo escuchar mejor.- dijo.

-Éso son mitos.- comentó Valery cruzada de brazos y con las caderas apoyadas en la camilla vacía.-Los ciegos no oyen mejor.-

-Los de nacimiento sí.- intervino Harumi.-Lo han demostrado científicos japoneses.- añadió orgullosa.

-Estaba de broma.- añadió Ronna rodando los ojos. No veía nada, pero sabía que ése gesto daría expresividad a sus palabras. Oyó los sonidos de las leves sonrisas de Aly y Mairi.

-Sabes mantener el humor en todo momento, ¿eh?- repuso Faline.

-Lo intento.- corroboró Ronna cogiendo el cruasán, ya con un mordisco suyo. Se podía ver el delicioso chocolate de su interior. Ronna se lo llevó a los labios lentamente y abrió la boca, pero calculó mal y en lugar de morder el cruasán, mordió su propia mano.-¡¡AAY!!- chilló.

Dejó caer el cruasán relleno de chocolate. Éste aterrizó en el plato de plástico. La marca de los dientes de Ronna apareció en la mano derecha de ésta. Se la frotó con impotencia.

-¡Juraría que la zona que estaba mordiendo era el cruasán!- exclamó frotándose la mordedura. Ésta se enrojeció, parecía que fuese a sangrar.

-La próxima vez asegúrate mejor de las dimensiones y posiciones de los alimentos que se comen con las manos.- intervino Celine.

En ése momento entró la doctora que minutos atrás había traído la bandeja para Ronna. Se detuvo frente a la camilla. Ninguna de las chicas habló.

-¿Cómo estás, Ronna?- preguntó.-¿Tienes problemas para comer?-

Ronna, aunque sólo había hablado dos veces en aquél día con la doctora, reconoció la voz.

-Bien, estoy bien, y comer no me cuesta tanto.- repuso sonriendo y ocultando tras la espalda su mano derecha, mordida por ella misma. Las demás chicas alzaron una ceja e intercambiaron miradas ante aquella pequeña mentirijilla de Ronna.-¿Qué ocurre?-

-Nada, tus padres han llamado al hospital. Querían saber de ti.- repuso sacando una tabla blanca y pequeña de uno de los bolsillos de su bata blanca de doctora.

-Diles que no se preocupen. ¿Ya han conseguido los libros de braille?- preguntó.

-Están en ello, los venden muy lejos.- suspiró la doctora.-Pero antes que nada deberás aprenderlo. Dame las manos.-

Ronna estiró la mano izquierda hacia la doctora y luego la derecha, aún oculta tras su espalda. La doctora depositó la tabla que llevaba en las manos de la chica. Era un alfabeto de braille. Ronna acarició la superfície de la tabla y notó numerosos bultitos diminutos.

-¿Cómo puedo aprenderlo?- preguntó, tocando puntos en relieve aleatoriamente.

-Yo te enseñaré, no te preocupes.- sonrió la doctora mirando a Ronna.-Ésa que estás tocando ahora mismo es la "J."-

-¿Es muy difícil aprenderlo?- preguntó Ronna.

-Al principio te costará un poco, pero seguro que en un par de semanas ya eres capaz de leer textos enteros. De tocarlos, quiero decir.- se corrigió la mujer.-Vosotras si queréis podéis iros ya y regresar en otro momento o mañana, Ronna ahora debe estudiarse la escritura braille.- añadió en tono gentil mirando a las séis chicas restantes.

-Yo me quedo.- declaró Mairi.

-Bueno, en ése caso regresemos.- dijo Harumi mirando a Aly.

-Puedo llevaros en mi coche a las cuatro.- repuso Valery dirigiéndose a Harumi, Aly, Celine y Faline.

-No, no queremos molestar.- repuso Celine agachando la cabeza y sonriendo educadamente.

-No es molestia, en serio.- añadió la rubia.-Insisto.-

-Gracias por la intención.- añadió Aly posando una de sus manos en el hombro de Valery.-Ya sabes dónde vivo.-

-Yo puedo ir a mi casa cuándo nos dejes en la de Aly, están cerca.- dijo Harumi.

-Y nosotras te daremos nuestra dirección.- finalizó Faline poniendo los brazos en jarras y sonriendo.

Tras despedirse, las cinco chicas se subieron al coche de Valery. Ésta conducía, Aly iba de copiloto y Faline, Celine y Harumi estaban sentadas detrás. Lo cierto fue que se rieron mucho y estrecharon lazos en el viaje de vuelta, sobretodo las cuatro amigas con Valery.

~~~

Los cinco chicos acababan de rodar varias escenas de "This Is Us," película que se estrenaría en dos meses, y en aquél momento descansaban en casa de Louis junto a Eleanor.

-¡Música!- gritó Niall pulsando el "Play" de un mando.

En una radio empezó a sonar Back For You a un volumen flojo.

-Me encanta la idea de que las fans vayan a conocer más nuestra vida.- comentó Niall dándole un bocado a una lustrosa magdalena.

-Sí, seguro que es una pasada. Espero que les guste.- sonrió Liam, el que más se preocupaba por todo el mundo.

-Cómo las decepcionemos me ahorco.- inquirió Harry con una risita nerviosa.-

-No tenéis que preocuparos, estáis geniales, cómo siempre.- repuso Eleanor con dulzura, acariciando una rodilla de Louis.

-Daaah, gracias preciosa.- ronroneó Louis apoyando la cabeza en el hombro de Eleanor. Ésta se rió suavemente y acarició la cabeza de Louis cómo si éste fuera un animalito achuchable.

Zayn apartó la mirada, molesto por no poder estar en la misma situación con Perrie.

-Bueno, Harry.- soltó Niall de sopetón.-Cuéntanos más sobre tu cita de estudio de ayer.-

El menor de la sala se sonrojó y parpadeó sus ojos verdes.

-No hay nada interesante que contar.- zanjó.

-Yyyya, claaaro.- ironizó Louis mirando con picardía a su amigo.

-Oh, ¿Harry está enamorado?- preguntó Eleanor mirando a todos los presentes.

-¡Que no estoy enamorado, leches!- bramó.-Harry Styles no se enamora, Harry Styles enamora.-

Los cuatro chicos restantes y Eleanor intercambiaron miradas.

-Además, si no me he enamorado de modelos preciosas, ¿cómo me voy a enamorar de una chica tan... ehm...? ¿Que no es nada del otro mundo?- añadió el cantante rascándose los rizos castaños.

-Normal, con lo simplona que es Brianna...- suspiró Zayn guiñándole un ojo al resto de presentes.

El pecho de Harry se hinchó mientras que miraba a Zayn abriendo mucho los ojos y entrecerrando el ceño. Zayn le estaba dando la espalda.

-¿Qué has dicho?- preguntó en tono de mala leche.

Zayn se giro y lo miró.

-Que tienes razón. Es normal que no te guste Brianna cuándo hay chicas más guapas y dulces que tampoco te han gustado.- opinó.

-Sí, es cierto.- añadió Liam, captando el plan de Zayn.-Brianna no vale la pena, es maja pero... Béh.-

-Se nota que no pegáis nada juntos.- inquirió Niall.

-Totalmente de acuerdo, Brianna es poca cosa para ti.- apoyó Louis, temiendo no estarse pasando sólo para apoyar el plan de Zayn. Miró a Eleanor.

-Euh...- tartamudeó ésta.-No sé quién es ésa Brianna pero los chicos tienen razón, por muy guapa que sea habrás estado con chicas más guapas, seguro.- al finalizar sonrió.

Harry estaba rojo de rabia, se había tragado la trola de los chicos y Eleanor. Y se levantó con su propia voz y la de sus amigos sonando de fondo.
...So I'm coming back for you, back for you, back for you, you... Right back for you...

-¡Brianna es la chica más brillante del universo!- rugió con el ceño profundamente entrecerrado y las mejillas al rojo vivo debido a su furia.-¡Digáis lo que digáis! ¡Objetivamente no es la más guapa pero subjetivamente sí lo es para mí, tiene una personalidad única que es lo que me encandila y sus ojos son los más, más, y digo, MÁS puros y expresivos que hay en el mundo!-

La mandíbula de Louis cayó en picado. La de los tres chicos restantes también. Eleanor frunció el ceño y entreabrió la boca, también ella sorprendida debido al discurso de Harry.

-¡Y no es que no pueda ser suficientemente buena para mí, es que sobrepasa todo lo que deseo en la perfección de una chica! ¡Es flipante en todos los sentidos digáis lo que digáis!- seguía gritando, indignado.-¡Es la mejor, preciosa, amable y carismática! ¡Y es por éso que estoy en...!- Harry se interrumpió repentinamente al darse cuenta de lo que estaba diciendo.

Baby, you don't have to worry, I'll be coming back for you, back for you, back for you...

-¿Harry?- preguntó Niall, con miedo de que ése no fuera su amigo y se tratara de un impostor con el mismo pelo.

Lately, I've been going crazy, so I'm coming back for you, back for you, back for you, you...
Harry aflojó su ceño y si hubiera podido, se habría mirado a sí mismo. Nada menos que por que casi había dicho las palabras que nunca antes había dicho en toda su vida. La música lo estresaba, las miradas de Eleanor y los chicos también, así que se dió media vuelta y subió a su dormitorio de la casa de Louis, mientras la música se acababa.
... Back for you, you.
Los cuatro chicos restantes de la banda y Eleanor intercambiaron miradas al más puro estilo de "no puede ser."

-No puede ser.- dijo Louis lo que todos estaban pensando.

-Ése no es Harry.- se acojonó Niall.

-¡Niall! ¡Tienes razón!- apoyó Zayn, parpadeando sus ojos marrones.-¡Ése de ahí no era Harry!-

-Chicos, calmaos...- inquirió Liam.

-¡Ha estado a punto de decir que estaba enamorado!- Zayn agarró a Liam de la camisa y lo sacudió.-¡ENAMORADO, LIAM! ¡Harry casi ha dicho que estaba enamorado de Brianna! ¡E-NA-MO-RA-DO! ¡¿Alguno de vosotros se lo ha oído decir alguna vez?!- gritó.

Louis, Eleanor y Niall negaron con la cabeza.

-¡¿Lo ves?!- le gritó a Liam en el oído.-¡ÉSE NO ES HARRY!-

-Calma, calma...- pidió Liam.

Zayn se apartó de él, arrodillándose en el sofá.

-Sabía que mi plan de decir cosas malas sobre Brianna iba a funcionar, pero...- empezó a decir nervioso.-¡No esperaba que Harry fuera a decir todo éso! ¡Mucho menos casi decir que está enamorado!-

-Harry Styles enamorado... No, ésas tres palabras no quedan bien en la misma frase.- opinó Niall arrimándose a Louis y Eleanor.

-¡Qué genial! ¿No es bonito?- habló la chica.-¡Por fin Harry va a sentar cabeza!-

Zayn saltó hacia ella y aterrizó a su lado, rebotando contra el blando sofá.

-¡ÉSE NO ES HARRY!- gritó ante la mirada asustada de Eleanor.-¡Nos lo han cambiado por un impostor!-

Liam no pudo evitar echarse a reír ante la situación.

-Sí que es raro de verdad...- aprobó Louis.-Yo soy el que más habla con él y nunca nunca nunca le he oído decir ésa palabra.-

-¡Es que es imposible oír esa palabra en boca de Harry Styles!- exclamó Niall.

-Calma.- pidió Liam al acabar de reír.-¡Es algo increíble! Es algo mágico. Harry por fin se ha enamorado.-

-Se acerca el fin del mundo.- comentó Niall asustado.

-Ésto sí que debería titularse "Lo imposible."- opinó Eleanor haciendo una mención a la película sobre el tsunami.

Los cuatro cantantes asintieron con la cabeza en señal de acuerdo.

~~~

-Bien, por fin he terminado.- comentó Aly. Dejó escapar un largo suspiro. Llevaba dos horas haciendo los deberes atrasados durante el viaje a California.

-Genial, eres la mejor. Estoy orgulloso.- repuso Richard agachándose junto al sofá del salón y besando la frente de su primogénita. 

Ella sonrió.

-Gracias, papá. Mañana es la siguiente fase del concurso.- explicó recogiendo su material escolar.

-Lo harás genial.-

-Éso dicen todos los padres para animar a sus hijos.- se burló ella.

Finalmente llegó el día siguiente, sábado. El concurso transcurría cómo de costumbre, y en aquella ocasión Aly tenía que cantar "Miss Nothing" de The Pretty Reckless, liderado por su adorada Taylor Momsen, canción que había elegido ella misma. Cher la había dejado elegir canción aquella vez, ya que también tenía unas vocales muy interesantes. Vestida con una camiseta negra con las garras de la bebida "Monster" en verde, leggins negros y botas negras, cantaba sujetando el micrófono.

-And as I watch you disappear into the ground, my one mistake was that I never let you down, so I waste, my time... And I'll burn, my mind, I'm Miss Nothing, I'm Miss Everything.- cantaba con su voz limpia y suave, el público aplaudía y soltaba sonoras ovaciones. Parecía ser la favorita de la audiencia con diferencia.

Y es que su voz era cristalina, dulce y feroz a la vez, sin silbidos, sin gallos, no desafinaba ni aunque no intentara. En las sílabas largas, su voz soltaba pequeños gorgoritos, haciendo vibrar las vocales cómo si jugara con la entonación, pasando de hacer que las vocales sonaran rectas.

-Miss Matter, you had her, now she's going away...- seguía cantando, la mayor parte del tiempo con los ojos cerrados. Cuándo los abría era para mirar con ternura y ferocidad al público. (Extraña mezcla, pero en su mirada funcionaba.)

Y cómo no, a un extremo del escenario, sin que el público los pudiera ver, estaban One Direction y Cher Lloyd observando a través de la portezuela. Harry daba saltitos y bailoteaba, pareciendo haberse olvidado de su enfado del día anterior.

-¡¡Me encanta ésta canción!! And I don't know where I am, and I don't know what I'm into... ¡No puedo creer que sea la primera vez que la escuche! ¡Es realmente chula!- gritaba el cantante de rizos castaños.

-¿Es la primera vez que la escuchas?- preguntó Louis alzando una ceja.

-Chí.- repuso Harry en tono inocente.

-Ya veo.- Niall soltó una risita.

-Well, there's a man who's telling me I might be dead.- cantaba Aly.-So I waste my time, and I'll burn my mind, so I waste my time, and I'll burn my mind, I'M MISS NOTHING, I'M MISS EVERYTHING!- cantó las últimas estrofas con motivación y toda la potencia que su garganta le permitió.

El público estalló en aplaudos tres segundos después de que acabara la música. Aly les lanzó afectuosos besos, sin poder evitar que se le humedecieran los ojos. ¡Estaba muy emocionada! Susurró un "gracias" por el micrófono y se retiró a paso rápido.
Al llegar junto a sus amigos abrazó a Niall con efusividad. Luego a Cher y al resto de chicos. En ése momento apareció Perrie Edwards. Zayn frunció el ceño y se alejó molesto al verla.

-Has estado increíble.- sonrió abrazando a Aly.

-Gracias, Perrie.- sonrió ella.-¿Qué tal todo?-

-Bien, atareada con mi grupo, pero siempre logro sacar tiempo para ciertas personas.- bromeó alborotándole la lisa y suelta melena rubia a Aly. Ésta rió.

-Seguro que ahora quiere hablar conmigo.- susurró Zayn en el oído de Harry.

Harry soltó una risita.

-Cinco...- añadió Zayn en voz baja.-Cuatro... Tres... Dos... Uno...-

-Zayn, tengo que hablar contigo.- repuso Perrie alejándose de Aly.

Zayn miró a Harry alzando las cejas. Éste soltó otra risotada, disimulándola colocándose una mano sobre la boca. Perrie se acercó mientras que Zayn se ponía muy serio. La miró desafiante.

-¿Qué es lo que quieres?- preguntó en tono desinteresado, embutiendo las manos en los bolsillos del pantalón.

-Hablar sobre lo nuestro.- repuso ella cruzándose de brazos.-Zayn, no podemos estar peleados toda la vida.

-Ya lo sé. Pero que discutamos tantos no es culpa mía.- repuso él alzando ligeramente la barbilla.

-Zayn.- amenazó ella entrecerrando los ojos.

-Vale, vale, ¿qué quieres?- preguntó él algo angustiado.

-Tenemos que hablar. Últimamente discutimos demasiado y no quiero perderte, de verdad que no.- suspiró ella descruzando los brazos y bajando la mirada.

Zayn la observó tratando de reprimir una minúscula sonrisa. Estaba muy guapa aquél día, con los ojos azules más nítidos que de costumbre y el pelo rubio y ondulado cayéndole sobre los hombros. Alzó la vista y se topó con los ojos color miel de Zayn. Éste se sonrojó y apartó la mirada rápidamente, exhalando un suspiro lastimero y suave.

-Perrie, yo tampoco quiero perderte, pero... ¿Tú sientes química?-

-Lo intento.- comentó ella.-Aunque...- comenzó la frase.

-... Ésas cosas no se intentan.- terminó la frase Zayn.

-¿La hemos perdido?- preguntó parpadeando para retener las lágrimas.

-No lo sé.-

-Si tenemos ésas dudas... es posible que sí.- reflexionó Perrie.

Zayn suspiró profundamente. Perrie se secó los ojos con una mano y miró a Zayn.

-Lo siento.- dijo Zayn al cabo de un rato.

-Demasiado tiempo separados, posiblemente.- añadió ella.

-Sí.- Zayn asintió con la cabeza.-Puede que sea éso.-

Perrie bajó la cabeza.

-Al menos lo hemos intentado.- dijo sonriendo amargamente y mirando a Zayn con los ojos entristecidos.

-Sí, hemos intentado arreglarnos varias veces y cada vez que hemos intentado arreglarlo pues... Hemos discutido con el doble de fuerza. Temo que vuelva a pasar.- suspiró Zayn rascándose la nuca.

Perrie lo miró ladeando la cabeza y parpadeó, bajando la vista.

-Espero que conservemos nuestro lazo.- bromeó.-No me gustaría sentirme incómoda estando contigo ni que estuviésemos distanciados ahora...-

-Ya, yo igual.- Zayn trató de sonreír.-Aunque ya no... En fin... Nos seguiremos queriendo, ¿verdad?-

-Verdad.- asintió Perrie.-Que no se diga que lo hemos hecho mal.-

Zayn sonrió débilmente y la abrazó. Perrie se alejó a los cinco segundos y lo miró tristemente.

-Adiós.- susurró antes de marcharse.

Zayn sólo miró cómo ella se alejaba. Suspiró, decaído, y bajó la mirada.

-¡He vuelto a pasar de fase!- se oyó el chillido atronador de Aly.-¡La próxima fase es ya la última!-

-Estoy orgullosa.- añadió Cher besándole la frente y abrazándola.-¡Eres la más campeona del mundo!-

-Creo que deberíamos celebrarlo o algo.- intervino Harry.

-¿Un Nando's?- propuso Louis.

-Te quiero.- sonrió Niall abrazando a su amigo.

El móvil de Aly sonó desde su bolsito, situado en un banco cercano que Cher y los chicos habían estado vigilando. La rubia lo cogió, sacó el móvil de su interior y descolgó.

-¿Hola?-

-¡Prima! ¡Has estado alucinante!- exclamó un chico en la otra línea.

-¡Kai!- sonrió Aly.-¡Me alegro de oírte de nuevo, guapo! ¡¿Qué tal estás?!-

-¡Genial! ¡Vuelvo a Nueva York mañana por la noche! ¡Y adivina qué! ¡El lunes me pasaré por tu insti!-

-¡¿Lo dices en serio?!-

-¡Sí! ¡Voy a visitar Blue Moon High!- exclamaba Kai a voz en cuello.-Aunque espero que los profesores no me confundan con otro alumno más ni me arrastren a las clases...-

-No, tranquilo, sólo tienes que decir en Consergería que estás de visita y te dejarán circular por los pasillos y el patio, aunque claro está, no podrás entrar a las aulas.- explicó Aly.

-Chachi, entonces te veo el lunes.- repuso él.-Ah, y, ¿permiten animales en Blue Moon High?-

-Sí, ¿por?- respondió Aly, recordando que en una ocasión Colette von Connor entró con su gata.

-Por saber.- se oyó la minúscula y disimulada risita de Kai.-Adiós.-

Acto seguido colgó y Aly se encogió de hombros, dirigiéndose hacia el resto de la pandilla.

~~~

El resto del sábado y el domingo pasaron volando. Llegó el lunes. Cómo el fin de semana el instituto había estado cerrado, aquél día los técnicos estaban tratando de arreglar la cocina del insti y la clase de Cocina, mientras el resto de alumnos y profesores hacían clase normal.
Celine caminaba entre los pasillos cómo un laberinto. Tenía matemáticas y no estaba segura de en qué clase, puesto que desde el susto que se llevaron todos el viernes estaba aún algo desconcertada. Iba por una zona de taquillas y puertas a las aulas, sin ventanas en los pasillos, de modo que cuándo las luces se apagaron de sopetón no pudo ver nada.

-¡Iiiiiiih!- chilló asustada, pillada desprevenida por el apagón en todo el instiuto.

El apagón se había producido por los técnicos y la gran cantidad de aparatos que habían enchufado en la cocina del instituto para arreglarla. Celine apoyó una de sus manos en las taquillas que tenía a su izquierda y continuó caminando cuándo chocó con alguien. Oyó el gemido sordo de un chico, acto seguido ambos cayeron de culo al suelo y Celine oyó claramente cómo una especie de caja de plástico se estrellaba contra el suelo y sonaba cómo si se hubiese abierto del impacto.

-¿Hola?- preguntó Celine.

Notó algo pequeño y peludo trepándole por un brazo. Aterrada, contuvo la respiración. Las luces volvieron y lo primero que Celine vió fue una tarántula moviéndose lentamente sobre su brazo derecho.

-¡Aaaaaaaaaaaaaaaaaahhhh!- chilló cómo si no hubiera un mañana.

-¡Tranquila, tranquila!- repuso el chico de delante suya, levantándose del suelo de un salto.-¡No te hará nada, no te hará nada, no grites!-

-¡Quítamela! ¡Aaaaaaaaahhh!- gritaba Celine sacudiendo el brazo y cerrando sus ojos azules con fuerza.

El chico suspiró, pasándose una mano por su pelo rubio, y se acuclilló frente a Celine. Con ambas manos cogió a la tarántula y la retiró del brazo de la chica.

-Ya está. Ya estás a salvo.- bromeó.-Me llamo Kai.-

Celine abrió los ojos y se frotó con energía la zona del brazo dónde segundos después había estado la Señorita Jackelyn. Miró al joven, el cuál estaba guardando su mascota en la caja de plástico y colocando la tapa. Ésta tenía minúsculos agujeros para que la tarántula pudiese respirar. A través del plástico se podía ver cómo movía sus peludas y oscuras patas hacia arriba, tratando de salir.

-Lo siento, espero que no te haya mordido.- comentó el joven mirando a Celine de nuevo.

Ésta se sonrojó y apretó sus piernas, recordando que llevaba un vestidito por encima las rodillas. Suspiró y se intentó levantar.

-No es nada, sólo que me he asustado.- trató de sonreír.-Yo me llamo Celine.-

Kai le tendió una mano para ayudarla a levantarse. Celine se la cogió y se puso en pie mientras él la impulsaba hacia arriba. Ella se tambaleó y se alisó su vestido beige con pequeñas flores rosadas estampadas.

-Cuándo hemos chocado se me ha caído la caja y claro, con el impacto se ha desprendido la tapa. La Señorita Jackelyn es muy miedosa y siempre echa a correr cuándo está oscuro.- explicó él agachándose y recogiendo la caja con el arácnido dentro.-Espero que no te haya mordido, aunque la tengo amaestrada para que no lo haga.-

-No, no, no te preocupes, no me ha hecho nada.- repuso Celine mirando los ojos azules del chico.

Éste sonrió inconscientemente, embobado ante la belleza de la joven.

-Vaya...- sonrió.-Tienes los ojos más bonitos que he visto.-

Celine tragó saliva y sus mejillas se tornaron de un color carmesí.

-Estás roja.- añadió Kai.-¿Tienes fiebre?-

-Qué va.- sonrió Celine cabizbaja.-E-es sólo que...-

-Que te he hecho un cumplido y no sabes cómo reaccionar.- sonrió Kai con ternura.-Sé leer la mente.- bromeó.

-Vaya, eres un chico listo.- repuso Celine con timidez, sonriendo con gentileza.

-Gracias, supongo que lo soy.- exclamó Kai.

-¿Podrías darme la hora, p-por favor?- suspiró ella sacándose del bolsillo del vestido las llaves de su taquilla. Aún tenía que llegar hasta ella y recoger el libro de matemáticas.

Kai se miró un reloj que llevaba en su muñeca derecha.

-Claro, mmm... Son las nueve y cuarto.-

-Gracias.-

El reloj, de un plateado sutil y con pequeños adornos azulados, encantó a Celine, quién se acercó a Kai sin pensarlo. Las manecillas del reloj tenían forma de bolis, uno azul y otro negro.

-¡Me encanta, es precioso!- sonrió Celine. Llevó sus manos al reloj de la muñeca de Kai.-¿Puedo...?-

-¡NO!- el retiró la mano bruscamente. Celine se quedó perpleja.-Quiero decir, ésto, no, lo siento, es... Delicado, se rompe enseguida.-

-¿No te fías de mí?- se ofendió Celine.-No te lo voy a robar. Sólo quería probármelo.-

-Ya, ya sé que no me lo robarías.- Kai sonrió nervioso.-Pero es que... Ya te lo he dicho, es un reloj que se rompe con facilidad, jeje.- se rió con nerviosismo.

-Tendré cuidado, no te preocupes. Soy torpe de piernas, pero de las manos es raro que se me caiga algún objeto, especialmente si es importante.- rió Celine.

Kai la miró fascinado y parpadeó, sonriendo. Pero acto seguido su sonrisa se borró y bajó la mirada de nuevo.

-Gracias por el interés, te lo dejaría encantado, pero... No creo que sea buena idea.- suspiró.-Lo siento, tengo que irme. Vengo a ver a mi prima Alyson.- se empezó a alejar.

-¿Alyson Willson?- exclamó Celine.-Bueno, Aly. Así la llamamos todos. Es mi amiga, la conozco.-

-¿En serio?- sonrió Kai.-¿Sabrías decirme dónde podré encontrarla en un horario libre o durante el patio?-

-Sólo si me dejas ver el reloj.- propuso Celine.

Kai suspiró.

-No puedo, lo siento Celine.- repuso, y se dió la vuelta de nuevo, marchándose con su tarántula.

Celine se rascó la cabeza. ¿Por qué motivo a Kai le costaba tanto dejar que viera su reloj?

Llegó la hora del patio y Brianna estaba guardando unos libros en su taquilla. Harry se acercó mordiéndose una uña. Se ocultó tras la puerta abierta de la taquilla y en cuánto Brianna la cerró, se encontró con el cantante.

-Hey.- sonrió él.

-Harry.- Brianna parpadeó alegremente.-¿Qué tal?-

-Vengo de hacer un examen de mates.- repuso él agachando la cabeza.

Brianna entreabrió los labios. Acto seguido los cerró y ocultó las manos tras la espalda.

-¿Cómo te ha ido?-

-Suspendí.-

Brianna sintió ganas de echarse a llorar. Se mordió el labio inferior, sientiéndose culpable.

-Harry, lo-lo siento, yo... Lo siento mucho, creí que...- tartamudeó.

-Es broma, ¡saqué un 8!- gritó Harry de sopetón.

La expresión de Brianna cambió radicalmente. Abrió los ojos lo máximo que pudo y sonrió ampliamente.

-¡Has sacado un notable!-

-¡Sí! ¡Todo gracias a tu ayuda!- exclamó el cantante.

Sonrió mientras admiraba su examen y su 8 plasmado en tinta roja. Brianna sólo lo miraba, observando su felicidad.

-Sin ti no lo habría conseguido.- Harry recondujo su mirada a Brianna.-¡Éste examen hay que pegarlo en la nevera de mi casa!- soltó unas risas felices.-¡Gracias, Brianna! ¡Gracias de verdad!-

Ella lo abrazó sin cortarse ni un pelo. Harry le devolvió el abrazo y una vez separados, ella cogió el examen del chico para examinarlo. Lo tenía casi todo correcto, sólo dos ejercicios que eran los que ellos no habían estudiado en casa de Brianna el viernes pasado.

-Oh, Harry, ¡has hecho un cambio alucinante!- lo felicitó ella.-Has pasado de sacar un cero a un ocho, ¡estoy tan feliz por ti!-

-Todo ha sido gracias a tu ayuda.- sonrió el cantante sosteniendo con delicadeza la barbilla de ella.

Brianna se sonrojó, reprimiendo una sonrisa, y lentamente acercó su rostro al de Harry cuándo:
¡Riiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiiing!
El timbre sobresaltó a todos los estudiantes e hizo que Harry y Brianna se separasen bruscamente. Ambos apartaron la mirada, con las caras rojas. Se miraron de reojo mutuamente y Harry sonrió.

-Bueno, ésto, me voy a clase, je.- pronunció con la voz entrecortada.

-Sí, bien, y-yo igual.- repuso ella.

Ambos se cruzaron y se alejaron, pero a los pocos segundos volvieron frente a la taquilla de Brianna.

-Mi clase estaba por ahí.- sonrió Harry nervioso.

-Sí, yo también me he equivocado.- añadió ella.

Se sonrieron nerviosamente otra vez y caminaron de nuevo, yendo ésta vez en la dirección en la que antes había ido el otro. Justo entonces pasó por ésa zona Kai, que había guardado la caja de plástico con su mascota dentro de su bolsa azul de mano. Se cruzó con Valery, Mairi y otra alumna llamada Sarah. Al ver pasar al atractivo joven, las tres abrieron la boca de par en par.

-Hay moscas, ¿eh? Cerrad la boca.- sonrió Kai al ver a las tres guapas jóvenes con sus mandíbulas colgando.

-¿Cómo?- espetó Valery.-No estábmos con la boca abierta, al menos yo no.- repuso tratando de parecer elegante y con la suficiencia necesaria para no fijarse en Kai.

Mairi y Sarah soltaron un "Me llamo Mairi" y "Me llamo Sarah" al mismo tiempo. Kai las miró alzando una ceja. Acto seguido soltó una risita.

-¿Sabéis dónde puedo encontrar a Alyson, bueno, Aly Willson?- preguntó.-¿La conocéis?-

-¡Por allí!- dijeron las tres al mismo tiempo, señalando hacia otro pasillo de taquillas. Acto seguido se miraron entre ellas, sorprendidas por haber dicho lo mismo y el mimo gesto.

-Gracias, chicas.- sonrió Kai.-Adiós.- se giró y se fue. El nunca pretendía ser galán con las chicas, pero para su sorpresa, aquellas tres habían caído ante él al mismo tiempo y sin ni siquiera hablar con ellas.

Mairi, Valery y Sarah se fulminaron mutuamente con la mirada.

-Malditas niñas.- bufó Valery, que era la mayor de las tres jóvenes.-Él será mío.-

-Sigue soñando, estúpida.- ironizó Mairi mirando a Valery.-Me lo voy a ganar yo.-

-Tú cállate, cabeza de calabaza.- se burló Sarah del cabello naranja de Mairi.-Yo soy más guapa que vosotras dos juntas.-

-Pese a todo, yo lo voy a conquistar.- se jactó Mairi.

-Mentira, va a ser mío y sólo mío.- presionó Valery.

Las tres chicas siguieron discutiendo en mitad del pasillo, haciendo caso omiso a todos los alumnos que pasaban junto a ellas y las miraban con curiosidad y cierto divertimiento.

-¡Kai!- exclamó Aly abrazando a su primo al verlo aparecer junto a su taquilla.

-Hola guapa, mira quién más ha venido.- se sacó de la bolsa la caja de plástico con la Señorita Jackelyn.

-¡Waaaa, qué mona es!- la rubia dió saltitos.

-Me alegro de que te pongas contenta al verla.- sonrió Kai.

-¿Por éso me preguntaste el sábado si admitían animales aquí?-

-Sí.- asintió él.

-Pues así es, aunque sólo a los visitantes, no a los alumnos.- Aly rodó los ojos.

-Por lo menos ya la has visto un poco más. Ah, cómo echaba de menos éste sitio, y éso que he estado sólo unos días en California.- sonrió su primo menor.

-Aly.- de repente Cher llegó y se acercó a su amiga.-Tenemos que ir a comer.-

-Ah, claro.- asintió Aly.-¡Te llamo por la tarde, Kai!- exclamó alejándose mientras Cher tiraba de ella.

Tras las horas de clase, Harry fue a la taquilla de Brianna de nuevo.

-Hola otra vez.- sonrió Brianna.-¿En qué puedo ayudarte?-

Harry se rascó la nuca, nervioso, mordiéndose el labio inferior. Sabía que Brianna y él no iban a comprometerse, pero ella le gustaba mucho y éso no había forma de negarlo. Tampoco podía aguantarse las ganas de estar con ella. Cogió aire y con todo el valor que pudo reunir, preguntó:

-¿Quedamos para salir ésta tarde?-

36 comentarios:

  1. AYYYYY PERO CÓMO LO DEJAS AHÍ????
    madre mia quee capitulazo!!
    entre lo de cher y holly, el concurso de ally, que harry practicamente ha adimitido estar enamorado de brianna y que Val por fin se está haciendo amiga de los personajes más protas :3 increíble
    ¿¿Celine y Kai?? ha sido una escena muy cuqui pero muy raro lo del reloj .-.
    como han podido romper zerrie?? qué están comprometidoooos!! jope, me ha dado mucha pena :(
    pero lo mejor ha sido el final y las escenas harriannas!! :33
    qué pesado con no comprometerse el ricitos, si está enamorado ya no hay nada que hacer, estás casi al final de camino, ya no te puedes dar la vuelta!!
    Espero pronto el siguiente :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo tengo que dejar ahí para crear tensión XD
      Muchas gracias ^^ Me alegro un montón de que te guste, y sí, Celine y Kai son una monada pero ya averiguaréis lo del reloj... Sé que parece muy raro, pero tiene su explicación :P
      Zerrie me encantan, pero necesito también drama amoroso :C Puede que vuelvan... O no, ¿quién sabe?
      Harry es demasiado cabezón, pero lo adoro XD
      Un abrazo y besos <3

      Eliminar
  2. ASDFGHJKLÑ.
    Pobre Ronna, aunque es muy optimista ^^
    ¡Jajá, la masa de Kea! XD.
    Me caen bien Celine y Kai juntos :) Aunque quiero saber que pasa con el reloj... LOL.
    Jo, me ha roto el corazón lo de Perrie y Zayn, soy Zerrie Shipper C: ¡Y me encanta la foto! (? Así cómo dato :D
    ¡Harry ha admitido que está enamorado! YAAAAY.
    Aly va ganar ese concurso, lo sé, es alucinante :)
    Ow, Cher y Holly. Holly nunca debió cambia... Pobre Cher. Al fin y al cabo, los para siempre son un por ahora.
    ¡Un beso! :*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Perrie! Sí, pobre Ronna :C
      Lo del reloj sé que parece raro, pero ya lo averiguaréis :P
      Yo también amo a Zerrie, pero necesitaba jugar con las relaciones de parejas ya formadas para crear más interés o algo así :( Y Harry no lo ha admitido, ¿él, admitirlo? Pero CASI lo ha hecho, y éso ya es un paso O.O
      Otro beso para ti, guapa ^^

      Eliminar
  3. RAQUELLAAAA! :D No creo que te acuerdes de miiii siempre me cambio el nombre cuando comento y ultimamente no comento mucho porque estaba en celular pero ahora ya tengo mi compu :3 WAAA como nos lo puedes dejar ahi?!?!?!?! Wow gran capitulooo :D

    Ame el recuerdo de Cher y Holly aunque que triste que Holly cambio :´(
    WOWWW Harry estuvo A PUNTO de admitir que esta enamorado de Brianna (aunque bueno eso ya todos lo sabiamos) y ahoraaa le pide que queden para salir *.* AMO HARRIANA :33
    Que mal que Zerrie rompioooo :( buaaaa!
    Celine & Kai <3 perooo que misterio con el reloj :O

    Bueno BESOS y volvere a comentar mas seguidooo porque ultimamente no he comentado :c lo sientoooooo buenoooo AMO TU NOVELA <3 :*

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias :D
      Harry es muy bipolar, pero me alegra ver que os gusta, jaja ^^
      Lo de Zerrie es una pena, pero allana el terreno para próximas situaciones sobre ellos y más enredos, etc...
      Lo del reloj creía que pasaría inadvertido, pero veo que no :O Muy pronto averiguaréis todo ;3
      No te preocupes, comenta cuándo puedas :) Gracias de nuevo y un abrazo <3

      Eliminar
  4. No puedes dejarlo ahí, NO PUEDES. Tienes que seguirla pronto por favor, o hacer maratón jajajaja. En serio me encanta tu novela, enhorabuena :)

    ResponderEliminar
  5. Estoy enamoraaaaaada de tu novela, pero no quiero que Perrie y Zayn se separen no me parece gusto:(.Dios siguela preonto quiero ver que pasa en la cita de Brianna y Harry.Y tambien me gustaria que Melani y Liam se volvieran a ver preonto.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias :) No es justo, pero necesito meter cosillas y crear situaciones diversas. Lo más probable es que vuelvan juntos, pero hay que hacer movidas y enredos :P

      Eliminar
  6. KAI Y CELINE<3
    BRIANNA Y HARRY
    ¿ZAYN Y PERRIE?</3 :(

    ResponderEliminar
  7. Me encanta tu novela, intenta escribir pronto porfaa !!! <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Escribo lo más pronto que puedo, pero casi no tengo tiempo :C

      Eliminar
  8. HOLA!!!!!!! Me encanta 1D!!!!!! y tus novelas tambien me gustan mucho.Escribe pronto porfiiii!!!!! ¡¡¡¡BESOS WAPA!!!!!XD!!!!

    ResponderEliminar
  9. WOWWWWW!!!! adoro harriana!!!!! ^^ y Celine que ternuraaa!! de verdad seria genial que tuviera un enamorado después de que no se pudo quedar con Harry... estoy alucinando no termines zerrie pliss....bueno y lo demás genial eres una excelente escritora cada día espero con mas ansias que subas capi.... eres grandiosa bye
    besos eres la mejor <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, jaja, Celine y Kai son muy dulces, en el próximo capi veréis más sobre ellos ;P
      Zerrie son perfectos juntos, pero en mi novela nada es perfecto así que ellos tampoco... Pero es más que probable que vuelvan, sólo que tienen que pasar cosas ^^
      Un beso <3

      Eliminar
  10. NO ME TORTURES MÁS POR FAVOOOOOR!!!!!
    Harry y Briana, *Suspiro*. Sencillamente AWESOMEE. Son de lo más gracioso/bonito/tierno que puede haber en todo el mundo (escribiendo este comentario escuchando I Need Your Love, ya es coincidencia)
    Celine x Kai (This is love, this is love, this is loooove; Can you feel the love??) Espero que estén juntos, sería una pareja MUY MUY interesante!!!!!!
    CHER AMIGA DE HOLLY???? Cómo? Cuándo? Dónde? Por qué? Me he quedado con cara de WTF? En serio tía, tienes una imaginación infinita.
    TEAM ALLY!!!! Ójala gane el concurso!!
    Bueno guapísima,síguela pronto. Muchos besos y ánimos con el instituto que supongo que estarás ocupada :3
    Besazooos,
    Clary (C.Directioner)
    PD: No sé si leerías mi comentario en el anterior capítulo pero por si acaso lo repito. A veces comentaré con usuario de blog y otras veces como anónimo. Últimamente me va muy lento el otro ordenador y no carga :$. Besooos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Os torturo? D: Lo siento :C
      Harriana molan, en el próximo capítulo meteré mucho de ellos ;p O lo intentaré, porque hay más tramas... Igual con "Keline" (?)
      Imaginación es lo que intento tener, sin ella estoy perdida, jaja v.v"
      Sí que lo leí, pero no los respondí por falta de tiempo, un abrazo guapa <3

      Eliminar
    2. Lo de torturar era broma ;P, se me olvido ponerlo.
      Besazoooos
      Clary (C.Directioner)

      Eliminar
  11. ¡HOLA! ¡Ay! ADORO Harriana, es que son tan tan tan tan tan cutes :D Me encantan y cuando Harry casi admite que está enamorado de Brianna yo morí de amor <3
    ¡ZERRIE! ¡Nooo! ¡Cositaa! Con lo monos que son...Bueno si tu has hecho que rompan por algo será :)
    Y Niall y Aly, son super monos, pero últimamente me parece que no hay tantos momentos románticos, y me gustaría que los hubiera :)
    Y Celine y Kai, que momento más raro, quiero saber que pasa con el reloj, jijiji me tienes intrigadilla :)
    Un beso de sandía guapa <3 :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jejeje, creo que Harriana son la pareja favorita de vosotras ;P
      He hecho que rompan para poner algo más de movida sentimental XDD Pero no sufráis :3
      Ya sé que no están demasiado juntos, es que al principio basé la historia en ellos dos pero cómo sabréis a medida que va avanzando la historia van saliendo más tramas, problemas, y se convierte en una novela un poco coral, es decir, que One Direction y Aly siguen siendo los protagonistas pero la historia no sólo se ciñe a ellos.
      Un abrazo ^^

      Eliminar
  12. Me encanta tu novela, y cada dia me gusta mas. En serio me tienes intrigadísima
    Y tu novela a hecho que tenga la inspiración a tope (Si te tuviera al lado te daría un abrazo).
    P.D porfavor no me dejes con la intriga ¿Qué va a pasar?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias ^^
      No puedo dar pistas, pero estoy ya escribiendo el próximo capítulo y no sé para cuándo estará pero tardaré lo menos posible :3

      Eliminar
  13. AY AY AY AY AY AY AY AY AY AY AY. ¡¿WHAT?!
    (por si te das cuenta, mi cerebro tarda bastante en funcionar...)
    ¡HARRY HA CONFESADO QUE... QUE... QUE... ¡¡ESTÁ ENAMORADO!! AYYYYY! Bueno, casi pero... NAAAAH, ¡ESTÁ ENAMORADO Y PUNTO! Ay por Dios... Espera que respire un poquillo...
    ¡Harrianna! :33 Ow por Dios, ¡¡me los como!! Ay, ¿no se dan cuenta de que el destino quiere unirles? ¡SON PERFECTOS! Dios, si es que están perdidamente enamorados... ¡DÍ QUE SÍ BRIANNA, HOMBRE!
    Lo de Zerrie me ha dejado un poco descolocada... Ya te darás cuenta el porqué. Aunque bueno, me dan un poquillo de penilla :( Aunque Perrie nunca ha salido en la novela, estaría guay de que Zayn encontrara a otra mujer :D (¡FALINE!)
    Me huele ALGO entre Kai y Celine... Sí, sí, dejalá algo a la pobre que se había quedado sin Harry... Otro pivón no estaría nada mal :P. Y eso que es primo de Aly. Celine, Sarah, Mairi y Val... ¡FELICES JUEGOS DEL HAMBRE!
    Hablando de Valery... ¡Me alegra de que se haya hecho amiga de las protas! Espero que salga más^^ y lo de Brianna me ha dejado algo intrigada, ¿por qué era "mala" con la gente? Ella, que yo sepa, no tiene ningún motivo... ¡A ver que será!
    Pobrecilla Ronna, aunque es muy optimista y se lo toma muy bien. ¡Espero que lo lleve bien! Ser ciega a los 19 es algo muy duro... Menos mal que está Mairi...
    Bueno, ahora vamos con el final y no menos importante...
    LA HISTORIA DE CHER.
    Dios, sinceramente eres... Increíble. No sé, ha encajado a la perfección lo de que Oath iba dirigida a Holly (ya que habla de las mejores amigas). ¡Menuda idea! Jo, ver a las dos niñas súper alegres y saber en lo que se ha convertido una de ellas... (la foto es tan tierna... :'c)
    Espero que Holly tenga cabeza y los pies en la tierra y pida perdón antes de hacer más daño. Aunque no creo que lo haga...
    ¿Cómo se lo tomará Aly cuando se entere?
    ¡Hey! ¿Habrá más escenas de Cindy y el primo de Brianna? Espero que sí cx
    ¡Un besazo Raquella y una vez más: ¡AMO TU NOVELA!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Clau! Qué ganas tenía de leerte O.o
      Amo tus comentarios gigantes <3 Por cierto, Harry se cortaría un brazo antes de reconocer que está enamorado ¬¬
      ¿Faline y Zayn? Néh... No me pegan demasiado :C De todas formas es posible que Zerrie vuelva, pero tiene que haber enredos y complicaciones porque es lo que entretiene XD Creo yo O.o
      Brianna tiene sus motivos, claro que sí, pero aún no se desvelarán... Aunque puedo deciros que son temas gordos. Recuerda que la noche de la caravana Bri le dijo a Val "Recuerda que yo también tengo mis cosas del pasado." Valery porque sus padres la forzaron a ser perfecta tras lo de Andrew pero Bri... Bueno, de momento no suelto prenda XD
      Y Celine no participa en los juegos del hambre XDD Las que van a armar movidas serán Sarah, Valery y Mairi (espero poder poner pronto una foto de Sarah, será un personaje muy secundario pero la necesito para ésta pequeña competición sobre Kai.)
      Ronna es de los personajes que más están sufriendo actualmente... Pero sabe que estar mal no sirve de nada :C
      Y sí, sabía que en cuánto leyéseis éste capítulo tendríais una opinión distinta acerca de Holly... De pequeña era una monada, cómo Cher.
      ¿Quién ha dicho que Aly y los chicos vayan a enterarse? Ellos no tienen ni idea acerca de ésto O.O
      Y claro, Wen y Cindy estarán juntitos más veces :3
      ¡Un abrazo preciosa! <3 <3 <3

      Eliminar
  14. HOLA RAQUELLA! :D AAAYYY AMO HARRIANA <3 puro amor! SON TAAAAAAAAN PERFECTOS... Harry casi admiteee que esta enamorado de Briannaaa (mas que OBVIA) y ASDFGHJKLÑ Que Brianna le diga que siii a Harry para salir :3 Aww seria la cita perfectaaa *.* estoy ligeramenteee obsesionada con Harriana :´)

    Aww :´( Zerrieee rompiooo :c me encantan ellooos en la vida reaaal como pareja y asdfghjklñ no puedo creer que hayan terminado :( Pobre Perrie y pobresitooo Zayn D:

    Uyy Celine y Kai *:* linda pareja no? perooo ya me quede intrigadaaa en porque Kai no le quiso mostrar su reloj a Celine :O Y ya que Celine no pudo estar con Harry, merece a Kai, no?

    Brianna es una de mis personajes favoritos <3 Amo su caracter (obvio cuando es dulce, no cuando trata mal a la gente) y aveces me siento identificada *.* pero wow que misterio en porque era medio mala con la gente :O Vas a poner la razon en el siguiente capitulo verdaaaad? Asi tipo flashback que recuerde que algoo del pasado que la hizo volvere mala >.<

    Pobre Ronnaaa, aunque se ve que no esta asi sufriendo y se lo esta tomando bastante bien :3

    Ameee el flashback de Cher y Holly y la fotooo esta divina :3 Que triste que Holly cambiooo tantooo!

    UN BESOOOO RAQUELLAA <3 Desde Mexico :3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! :DD Muchas gracias ^^
      ¿Ligeramente? ¿Seguro? O.O
      A mí también me encantan, pero tiene que haber líos y cosas que se pongan por en medio, obstáculos sentimentales, etc...
      Celine y Kai son adorables, sí :3 Lo del reloj lo averiguaréis muy pronto, veo que os ha intrigado :P
      Y no, en el siguiente capítulo no se sabrá el motivo de Brianna, lo sabréis pero aún no, lo siento :C
      Ronna sí sufre, pero intenta llevarlo bien :'(
      Y sí, Holly y Cher eran dos monadas de pequeñas... Buenos tiempos aquellos :(
      Un abrazo enorme y espero que el siguiente también te guste ^^

      Eliminar
  15. HAAAAAAAAAAAA AMO A HARRYANNAA.. SOY NUEVA LECTORA Y ME ENCANTA ESTA NOVEE... JAJAJAJA ES PERFECTAA. Y N Y LOUISS.. AJSGSLS RODOSSS PERFECT ZERRRIIIIESS NOOO!!! JOO. SJSHDS SON IDEALES DE VERDAD.. PASATE POR MI BLOG ES http://theyareperfecttome.blogspot.com.es. besos desde españa xx

    ResponderEliminar
  16. No quiero presionarte pero me has dejado con una intriga enoooorme, crees que tendrás el siguiente capi este finde o los examenes te tienen muy liada? :S

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Mañana estará! :3 Estoy hasta arriba de deberes y cuándo los acabo me veo obligada a ir al parque con mi hermano menor y sus amigos que son todos de 6, 7, 8 años y siempre me toca cuidarlos XD Pero mañana lo acabo y lo subo ^^

      Eliminar
  17. una pregunta, ¿que Zayn y Perrie esten peleados lo has hecho porque no te gusta que estén comprometidos?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, si yo los amo a los dos juntos, pero es para darle drama amoroso a la novela :3

      Eliminar
  18. tu block mme encanta es genial yo estoy haciendo por si lo quieres ver http://sipiensasenmiharelomismo.blogspot.com.es/

    ResponderEliminar

¡Anímate a poner un comentario! Deja tu opinión sin faltar al respeto y sin insultar. Tu participación es muy importante. ¡Muchas gracias por comentar!